Estilo y saber hacer se alían en los sofás de esquina

Abrazan el espacio y lo definen visualmente, transformando la sala de estar en un lugar vital y de reunión, sofisticado y contemporáneo al mismo tiempo. Los sofás de esquina son un ejemplo de la capacidad de FLEXFORM para encarnar la belleza y revelar todos sus matices más diversos, para regalar a cada momento de descanso una agradable sensación de confort. Los sofás de esquina también favorecen la conversación al acercar a las personas y fomentar el diálogo.
Los sofás de esquina son el resultado de la investigación incesante de las necesidades del público, desarrollado a lo largo de más de cincuenta años de experiencia en el sector de los muebles tapizados de calidad. Son configuraciones de una elegancia atemporal, ajenas a las modas y capaces de adaptarse a cualquier contexto. Los sofás de esquina FLEXFORM resuelven la dicotomía entre la pureza absoluta del diseño y el uso en la vida diaria.

Las soluciones más buscadas para los sofás de esquina

Entre los sofás de esquina Ettore se presenta como un sofá tranquilizador y relajante. Ettore está tapizado con tela o piel desenfundables y su cojín del asiento está relleno de forma muy generosa, por lo que se hace muy alto. Los reposabrazos son unos paralelepípedos acolchados de gran importancia estética. Geométrico, pero no rígido, acogedor y familiar, el sofá Ettore se integra con gracia en cualquier estancia.
Modulares y componibles con una amplia variedad de configuraciones, los sofás de esquina Adda llevan la firma del diseñador Antonio Citterio. Muestran una estética esbelta y contemporánea. De estructura ligera, incluyen unos cojines de generoso relleno de plumas de ganso rematados por una gruesa costura en relieve. Los mullidos cojines de los apoyabrazos y el respaldo están también atravesados ​​por una original costura longitudinal que dibuja una ligera depresión en el tejido. Un interesante elemento gráfico que se convierte en un rasgo distintivo del sofá.