Situado en el barrio de Saint-Germain-des-Prés, en la Rive Gauche, el Hotel Lutetia es un hotel emblemático, perteneciente a la famosa cadena "Leading Hotels of the World" y considerado una verdadera institución en el mundo de los hoteles de lujo. En el interior del hotel, el bar Joséphine, en honor de la artista Joséphine Baker, asidua a este punto de encuentro internacional, ha conservado intacto su encanto gracias al sofisticado proyecto de interiorismo diseñado por el arquitecto Jean-Michel Wilmotte.

Para su decoración se han elegido los sofás Guscio, caracterizados por sus formas compactas y sus líneas envolventes, acompañados de los sillones Feel Good. Ambos productos son un diseño de Antonio Citterio.